Banner portadaEscudo De Ares
imagen tel |Ir A Principal|Contacto

Logotipo Ares


Ares, Miercoles 13 de Novembro de 2019
Galego|Español|English
O ALCALDE RESPONDE

Pregúntelle ao Alcalde
CÁMARA WEB
WebCam Concello
CALENDARIO
añomesNovembro
2019
mesaño
LuMaMiXoVeSaDo
123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930

Calendario escolas MunicipaisEscolas Municipais
SEDE DIGITAL
Sede Digital

Licitacin Electrnica

Perfil Contratante

Ares Digital

Tempo CPI Conde de Fenosa
Alcalde Julio Iglesias
Saúdo do Alcalde
Julio Ignacio Iglesias Redondo
III CONCURSO FOTOGRAFIA XUVENIL 2019

Vive Ares 2018

Actividades culturais

Actividades Deportivas

III PLAN DE IGUALDADE DE OPORTUNIDADES DO CONCELLO DE ARES

PERIODO MEDIO DE PAGO A PROVEEDORES

APROBACIÓN PROVISIONAL PXOM 2017

APROBACIÓN INICIAL PXOM 2014

Contratación Persoal

Animais Abandonados

Policí Local

Protección civil

Trámites frecuentes

Zona Reciclaxe

Wi-fi Gratis

Aloxamentos e restaurantes


Noticias
Avisos
MAUTHAUSEN- Julio Iglesias (alcalde de Ares)
01 Agosto 2012 13:34
186 escalones tiene la “escalera de la muerte” de la cantera de Mauthausen. 186 escalones tanto para descender al mismísimo infierno como para ascender a la cúspide de la infamia de la mano de las víctimas de la sinrazón a la que puede llegar el hombre. Esta semana tuvo lugar en Ares un muy sentido homenaje a los 21 vecinos de Ferrol, Eume y Ortegal (7 de Ferrol, 5 de Mugardos, 2 de Ortigueira, 2 de Ares, 1 de Cedeira, 1 de A Capela, 1 de Miño, 1 de Monfero y 1 de Fene) que estuvieron presos en Mauthausen, cuyas vidas truncó la crueldad, el terror y el horror de uno de los máximos exponentes de la maldad humana: la barbarie nazi.
Y con los 21 viajamos en el tiempo: primero a través de la derrota que los llevó al exilio; y después a través de las vías de los “trenes de la muerte” que los condujeron a ese “stalag”, del que la mitad no saldría con vida.
Personalmente nunca podré olvidar el honor de reencontrarme como alcalde con las historias de Víctor y Carlos, los dos vecinos de Ares que con 14 años descubrí, en las páginas de un periódico en el “Ave Turuta”, como presos en Mauthausen. Porque superado con creces el luto en silencio, ya iba siendo hora de dar paso a un llanto liberador en su memoria. Por eso nunca agradeceré lo suficiente los relatos emocionados tanto de los familiares de esos 21 vecinos, como de Enrique Barrera, que los rescató del olvido, y de Ana María que, a través de Amicale Mauthausen, protegerá su recuerdo, siempre con el objetivo de que semejante barbarie no vuelva a acontecer jamás.
Y es que la noble lección de solidaridad entre quienes se conjuraron a liberarse o a morir juntos, sin dejar jamás a nadie en el camino, compartiendo cada sorbo, cada bocado, cada lágrima, cada palabra de ánimo, cada esperanza... merece ser guardada en un lugar bien destacado de nuestra memoria colectiva. De ahí nuestro homenaje. Para todos ellos una escalera al cielo, allí donde estén. Porque la historia ni se inventa ni se reescribe, simplemente se cuenta para que no se olvide ni se repita. Gracias a los “spanischer” de Mauthausen por su ejemplar solidaridad. La misma que hoy sigue siendo tan necesaria...

DIARIO DE FERROL, 1 DE AGOSTO DE 2012
Icono de conformidad con el Nivel Doble–A de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0| XHTML 1.0 Transitional Válido| ¡CSS Válido!|Rss Concello Ares